Valencia 06/10/2017

El consejo asesor del paraje rechaza autorizar la caza de jabalíes en la Murta
El Consell Asesor del Paraje Murta-Casella, un órgano consultivo del Ayuntamiento de Alzira para la gestión de este espacio natural, rechazó el miércoles por unanimidad la petición elevada por la asociación de cazadores para que se autorice la caza de jabalíes mediante esperas en la Murta, un espacio protegido en el que está prohibida esta práctica.
La sociedad cinegética formalizó en agosto esta propuesta como una medida para acotar la proliferación «descontrolada» de esta fauna que, según argumentaba, no sólo está provocando daños en los cultivos de buena parte del término municipal, sino que también representa un peligro para el tráfico ya que en sus salidas nocturnas cruzan todo tipo de carreteras y caminos y han llegado a provocar accidentes. Los cazadores consideran que la Murta, como espacio protegido, se ha convertido en un auténtico santuario para estos animales salvajes.

Los integrantes del consejo asesor del paraje, no obstante, valoraron que «no es necesario» autorizar o, en su caso, gestionar una autorización para que se pueda cazar en el paraje al entender que los jabalíes tienen rutas muy definidas por las que se desplazan por lo que tan efectivas pueden resultar las esperas en el interior de la Murta con en estos lugares de paso.

El concejal de Agricultura y Medio Ambiente, Pep Carreres, señaló que no se cuestiona que los jabalíes representan un problema para los cultivos y que, al carecer de un depredador natural, sólo el hombre puede ayudar a controlar su población. En esta línea, desveló que el ayuntamiento mantiene conversaciones con los cazadores para firmar un convenio que ayude a incentivar la caza y reconozca el trabajo que los aficionados realizan -«son nuestros ojos en las montañas y han hecho inversiones como las charcas que han habilitado para los animales», comentó-, entre otras cuestiones, si bien dejó claro que en base al criterio del consejo asesor, «no será en la Murta».


Esperas en el perímetro

Carreres, no obstante, mostró su intención de someter a debate esta misma propuesta en el Consell de Medi Ambient, un órgano consultivo mucho más amplio del que también forma parte la propia Associació de Caçadors d'Alzira.

Fuentes de Consell Asesor incidieron en que cualquiera que conozca la montaña sabe que los jabalíes «entran y salen de la Murta por los mismos sitios» por lo que los presentes -entres ellos una representante de la conselleria, otra de los sindicatos, un miembro del Vacif, los técnicos municipales de Medio Ambiente y Patrimonio, y el propio edil Pep Carreres- valoraron que las esperas pueden resultar igual de efectivas si se realizan en el perímetro del paraje mientras, por otra parte, señalaban que «no todos los jabalíes están dentro».

El Plan Especial del Paraje Murta-Casella prohíbe la caza en la finca de la Murta, mientras que la práctica cinegética sí está permitida en el coto de la Casella.