León 04/11/2017

La Junta no se plantea de momento la suspensión de la campaña de caza
La portavoz de la Junta de Castilla y León, Milagros Marcos, anunció ayer que el Ejecutivo autonómico no suspenderá de momento la temporada de Caza por la sequía, que ha restado alimento a las especies cinegéticas y ha impedido el desarrollo normal de su ciclo reproductivo, según sostiene Ecologistas en Acción, que el miércoles indicaba la necesidad de adoptar esta medida.
En la rueda de prensa posterior la Consejo de Gobierno, la portavoz de la Junta y consejera de Agricultura y Ganadería indicó que la Consejería de Fomento y Medio Ambiente está realizando un «seguimiento permanente» de la situación de las especies cinegéticas por la sequía, aunque aún no ha tomado la decisión de suspender temporalmente la caza, informó ayer la Agencia EFE.

Además de Ecologistas en Acción, algunas federaciones de caza han realizado recomendaciones en el mismo sentido, aunque los ecologistas han lamentado que hayan «caído en saco roto» y la actividad cinegética se esté manteniendo en el mismo nivel que años en los que no se han sufrido episodios de sequía, que resulta especialmente severa este año.

La también consejera de Agricultura y Ganadería ha confiado en las lluvias que ayer empezaron a caer en el territorio de la Comunidad autónoma y que se anuncian para los que resta de semana marquen un cambio de ciclo y mejore la situación y apuntó que el «seguimiento permanente» de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente indicará qué decisiones se deberán tomar en función del escenario que se plantee.

Un daño Irreversible

Ecologistas en Acción considera que la situación es «especialmente grave» en Castilla y León, así como en Castilla-La Mancha, Andalucía, Extremadura y Madrid, donde la sequía y las altas temperaturas son extremas este otoño y mantienen «en jaque» a las especies. La organización reclama que se adopte su medida aunque llueva, ya que el daño ya es «inevitable».