Asturias 11/11/2017

El Principado persigue al jabalí en Oviedo y abate 132 cerca de la ciudad en dos años
La imagen de un jabalí campando a sus anchas por las calles del centro de la ciudad ya no sorprende a nadie en Oviedo. El crecimiento exponencial de la especie en los montes cercanos ha provocado que los animales pierdan el miedo a adentrarse en el núcleo urbano, donde su presencia ha pasado de ser una curiosidad a convertirse en un problema.
Para tratar de hacer frente a esta situación, el Gobierno regional ha incrementado la presión contra la especie en la zona de seguridad de Oviedo -un perímetro en el que está prohibida la caza deportiva-, donde se han abatido 132 ejemplares desde marzo del año pasado bajo el amparo de la consejería de Medio Ambiente.

Los aguardos realizados por la Guardería del Medio Natural desde el 1 de marzo de 2016 hasta el 31 de octubre de este año han servido para abatir a un total de 76 jabalíes en la zona de seguridad de Oviedo. Los 56 restantes fueron ahuyentados con perros hacia los cotos regionales colindantes con ese perímetro de seguridad y derribados a tiros por los cazadores de las sociedades de esos espacios desde junio de 2016. La Disposición General de Vedas establece como época para la realización de batidas las fechas situadas entre septiembre y febrero, pero contempla la posibilidad de ampliar este plazo cuando existan conflictos de seguridad para las personas o sus bienes, como es el caso de Oviedo, donde los jabalíes han provocado destrozos, algún accidente y encuentros con peatones que suponen un riesgo para su integridad. Sin ir más lejos, a mediados de abril un jabalí de tamaño considerable fue abatido por la Policía después de haber recorrido la ciudad de punta a punta y de entrar en dirección contraria en la autopista que da acceso a Gijón y Avilés (A-66) desde la Ronda Sur, "en plan kamikaze", dijeron en su día los agentes. La presencia de cerdos salvajes en barrios como Las Campas o La Florida ya forma parte del día a día de los vecinos.

En el caso de las actuaciones llevadas a cabo por la Guardería del Medio Natural, se hicieron 66 intervenciones en las que participaron un total de 147 guardas. En lo que va de año 2017 se han realizado 30 aguardos en la zona periurbana del municipio de Oviedo con la participación de 75 Guardas y un resultado de 34 jabalíes capturados. El año pasado, desde marzo hasta diciembre, se abatieron 42.

Los cazadores acabaron entre junio de 2016 y febrero de 2017 con 31 ejemplares (17 hembras y 14 machos) provenientes de la zona de seguridad próxima al coto regional de Llanera y en el área del centro ecuestre de El Asturcón. Entre septiembre y octubre de este año cayeron 2 ejemplares en la ladera del Naranco y otros 6 en El Asturcón. En el coto de Morcín se eliminaron 17 jabalíes entre 2016 y 2017.